«Click to pray», la aplicación del papa Francisco